06/06/2016 / 08:37
Redacción


Imagenes

El juvenil del Atlético Almonacid asciende a División de Honor

El Atlético Almonacid juvenil jugará la temporada que viene en la división de honor juvenil, después de derrotar a doble partido en la fase de ascenso al equipo toledano de Castillo de Bayuela FS.


En dos partidos con un ambiente excepcional los almorcileños han logrado un objetivo que llena de orgullo a la villa alcarreña, en un logro sin precedentes en la localidad. En la consecución del logro ha sido fundamental una primera victoria en el Polideportivo Municipal León Felipe. Con su propio feudo lleno hasta la bandera para apoyar al equipo, el Atlético Almonacid fue claro dominador del partido.

El mejor juego amarillo, en la misma línea de la excelente temporada que ha hecho el equipo, se tradujo casi de inmediato en una clara ventaja en el luminoso. El partido llegaba al descanso con un 3-0, cimentado también en el apoyo incondicional de la grada. En la reaundación,  los de Diego Martín supieron mantener una dinámica parecida hasta el final, llegando a dominar en el minuto 39 el marcador por un abultado 8-1. Un último gol de los toledanos estuvo a punto de convertirse en crucial en la vuelta. Fue el único que marcaron, puesto su tanto anterior también lo convirtió el Atlético Almonacid, pero en propia puerta.

El 8-2 le daba ventaja a Almonacid para la clasificación en la eliminatoria. “Fue una victoria de equipo, muy trabajada”, valora el míster. Buena prueba de ello fue que goles estuvieron muy repartidos. Sólo Javi Sánchez hizo dos.

El domingo se disputó la vuelta en el Polideportivo Municipal de Castillo Bayuela de Toledo. “Parecía que  lo teníamos hecho, pero en  primer lugar nos encontramos con el inconveniente de la pista, de cemento pulido, a la que no estamos acostumbrados, que condicionó nuestro juego”, explica Martín.

El partido fue trepidante. Lo toledanos se pusieron 3-0 en los dos primeros minutos, lo que hizo crecerse al rival y creer en la remontada. El míster tuvo que pedir rápidamente un tiempo muerto para serenar a los suyos y para hacerles recuperar la calma, y detrás de ella, su gran ilusión de la temporada. El tiempo muerto surtió efecto, y los almorcileños fueron capaces de marcar dos tantos que les devolvían la esperanza. Sergio Torres hizo el tranquilizador 3-1 en el minuto 4, y justo a continuación Alejandro Torres hacía el 3-2 que ponía las cosas en su sitio.

En el último tramo de la primera mitad, los dos equipos lucharon denodadamente por el control del partido y por la victoria en un magnífico toma y daca que hacía las delicias de la afición. Los de Martín marraron un penalti que hubiera supuesto el empate. El fallo de nuevo daba alas al rival, que pleno de acierto en el último tramo de la primera mitad, marcó dos goles más antes del descanso que volvían a llevar la inquietud a los alcarreños. Al descanso, el resultado era de 5-2.

Tras el paso por vestuario, Martín aleccionó a los suyos para estar más agresivos en defensa. De nuevo el partido estaba bajo control, y Alejandro Torres marcó de nuevo el 5-3, importantísimo gol, en el minuto 24, que suponía un alivio para los suyos.

Lejos de dar su brazo a tocer, en otro arreón de Castillo Bayuela, “les felicito porque nunca perdieron la fe en sus posibilidades”, destaca deportivamente Martín, el marcador se puso de nuevo en un preocupante 6-3. Esta vez fue Sergio Torres el que acudía al rescate de los almorcileños, con el 6-4 en el minuto 35, que aventuraba un último suspiro lleno de emoción, pero con una cierta tranquilidad.

Los toledanos hicieron pasar un mal rato a los alcarreños, puesto que en ese final marcaron hasta tres goles, los tres de Juan Antonio Jiménez, arriesgando ya el todo por el todo con portero jugador.

Con el bocinazo final, estalló la alegría almorcileña. Con el acumiulado, el marcador quedaba en un 12-11, favorable a los alcarreños, que da luz verde al éxito más importante del deporte almonacileño en la categoría “y me atrevería a decir que de su historia”.

Los juveniles del Almonacid jugarán la temporada que viene en División de Honor de la categoría, todo un logro para la localidad alcarreña. “Ha sido un lujo para nosotros contar todo el año con la afición respaldando al equipo, circunstancia que se culminó ayer, con un autobús lleno de aficionados que nos acompañaron y que llevaron en volandas al equipo en Toledo, en un viaje de dos horas y media que tuvo una vuelta plena de alegría y felicidad. El ascenso a División de Honor le pone el broche de oro a una temporada magnífica en la que los chavales sólo han perdido un partido”, termina Martín. Dulce derrota esta vez.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.6965 seg., Memoria Usada: 1.24 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2018