21/09/2010 / 19:50
Jorge Sánchez


El Quabit BM piensa en otra batalla directa en Eibar


 alt

Era importante sumar ante Torrevieja y se hizo. Cierto es que pudieron ser los dos puntos, pero también se pudo quedar sin ellos. Al final, un empate que rompe la racha de cinco jornadas consecutivas sin puntuar. El próximo jueves, otra pelea más en Eibar contra Arrate.
Después del empate ante Torrevieja los de Bolea afrontan un duelo directo más
Se rompió la racha y el Quabit BM Guadalajara volvió a puntuar después de cinco jornadas consecutivas –FC Barcelona, Renovalia Ciudad Real, Ademar León, Naturhouse La Rioja, e-gim Antequera–. A pesar de no haber puntuado la dinámica estaba siendo buena y los puntos debían regresar y lo hizo cuando más falta hacía, aunque la verdad es que pudieron ser dos en lugar de uno, pero también pudo ser peor. Sin duda, un justísimo reparto de puntos. Varias cosas hay que analizar del choque contra Torrevieja. Por un lado, la portería rayó a un altísimo nivel. Jorge Oliva volvió a estar soberbio y evitó algunos contragolpes claros de los levantinos. En defensa, el tándem Andrés Epeldegui y Mateu Castellá supo frenar a un pivote con muchos kilos como Borja Fernández. Mateu, que estaba en duda en el acta y Bolea pensó incluir a César Beret, superó la prueba física a la que fue sometido por el médico Pedro Ruiz durante el calentamiento y pudo jugar sin problemas. Mikel Redondo, en los minutos que jugó estuvo férreo en labores defensivas y también se prodigó en ataque y uno de sus lanzamientos pudo suponer un gol decisivo en la victoria de los alcarreños, pero Héctor Tomás y el poste lo evitaron. A renglón seguido llegaba la exclusión de Rudovic. “Quizá fueron dos claves porque el gol de Mikel habría supuesto el 26-24, dos tantos de ventaja y quedaban cinco minutos y más tarde perdíamos a Rudo. Debemos seguir mejorando errores, pero estamos satisfechos”, comentaba Bolea. De lo destacable del duelo ante Torrevieja también hay que resaltar la efectividad de los extremos Reig y Fontenla que cumplieron en los momentos de la verdad salvando a Pejanovic, que saldó el choque con 13 paradas. Repasado el último partido toca recuperar fuerzas, ayer la plantilla tenía doble sesión, por la mañana ejercicios de potencia en gimnasio y por la tarde sesión de vídeo para pulir los errores cometidos el pasado sábado. Y es que ya hay que pensar en el próximo rival, el Arrate de Eibar que también está peleando por no descender. Los vascos afrontan el duelo después de dar la cara en Zaragoza contra el CAI (32-24). En pretemporada ya se vieron las caras en Santander y las sensaciones fueron buenas y curiosamente muy fiel a lo que está haciendo el Quabit BM a lo largo de la temporada (25-25). Los de Eibar marcaron el ritmo en la primera mitad y en la reanudación los alcarreños iniciaron una remontada liderados por Javi Suárez, que supo dirigir el juego de los suyos. De cara al partido del jueves –20.45 horas, por Teledeporte–el lateral Kurilenko, que anotó el gol del empate a 25 en aquel torneo, e István Rédei son sus dos referencias ofensivas.

En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 2.3602 seg., Memoria Usada: 1.21 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2018