22/12/2017 / 12:37
EP


Imagenes

La DGT espera más de medio millón de vehículos por las carreteras de la provincia por Navidad

En Guadalajara no existen carreteras que estén afectadas por obras en ejecución, aunque sí un punto conflictivo, en la N-320, del kilómetro 270 al 272,500.


La Dirección General de Tráfico (DGT) inicia a las 15.00 horas de este viernes, 22 de diciembre, el operativo especial con motivo de la Navidad, que se desarrollará en tres fases --por Navidad, Año Nuevo y Reyes-- y durará hasta la medianoche del domingo 7 de enero, días durante los que se esperan 3.060.000 desplazamientos por las carreteras de Castilla-La Mancha de los 17 millones de desplazamientos que habrá en toda España.

Por provincias, según la información facilitada por la Delegación del Gobierno en la región, en Albacete se prevé que circulen 505.000 vehículos durante toda la Navidad, por Ciudad Real 595.000, por la provincia de Cuenca 535.000, por la de Guadalajara 530.876 y 895.000 por la provincia de Toledo.

En cuanto a las carreteras de la región, en la provincia de Toledo, la DGT ha señalado como puntos conflictivos para estas fechas la autovía A-4 en la salida del punto kilométrico 52 (Casilla de la Dolores), en el 67,500 (enlace con la R-4), y en el kilómetro 62 (enlace con N-301); y la autovía A-5, en el kilómetro 100 a la altura de Cazalegas y en el 76 a la altura de Maqueda, por retenciones. En esta provincia no existen obras.

Por su parte, en la provincia de Albacete la DGT ha señalado como puntos conflictivos la A-31, en el kilómetro 77,500 (Albacete, variante), en la confluencia de las carreteras A-31 y A-30, y en el punto kilométrico 46, en La Roda. En esta provincia también aparecen como tramos conflictivos por niebla, hielo o nieve la A-30, en el tramo Hellín-Albacete y la A-31, en el tramo Minaya-Albacete-Almansa.

Además, se hará necesario posiblemente el uso de cadenas en las carreteras CM-412, a la altura de los puertos de Crucetas y El Peralejo; la C-415, en el puerto de las Crucetillas; la CM-3204 en el puerto El Arenal, la CM-3205 en el puerto de El Bellotar y la CM-3206 en el puerto de El Barrancazo. En esta provincia además hay obras en la CM-3225, en el acceso a Beg-Nerpio, por una nueva infraestructura.

En Ciudad Real no existen puntos conflictivos ni por circulación ni por condiciones meteorológicas pero sí obras en la N-420 en Fuencaliente, las carreteras CM-45, CM-31111, CM-4173, CM-4174, CM-3103 y CM-3102 por repintado de marcas viales, la CM-3107 en Alcázar de San Juan por rehabilitación del firme y la CM-3165 en Herencia, por acondicionamiento de travesía.

En Cuenca, los puntos conflictivos estarán en la A-3 y A-31, en el punto kilométrico 177 al 0, en Atalaya del Cañavate; y en la N-301, en Las Pedroñeras. En esta provincia, donde no existen obras en fase de ejecución, se recomienda el uso de cadenas en los puertos de La Tórdiga, Cabrejas y el puerto del Rocho.

Por último, en Guadalajara no existen carreteras que estén afectadas por obras en ejecución, aunque sí un punto conflictivo, en la N-320, del kilómetro 270 al 272,500. Igualmente, por hielo o nieve hay que tener precaución en la A-2, a la altura de Almadrones y en el tramo entre Torremocha del Campo y Alcolea del Pinar, y en la N-211, entre Alcolea del Pinar y la provincia de Teruel.

TRES FASES

El dispositivo especial de tráfico estará dividido en tres fases. La primera de ellas corresponderá al fin de semana de Navidad, del viernes 22 al lunes 25, con una estimación de 4.350.000 desplazamientos previstos.

La segunda fase será la de fin de año, desde el viernes 29 de diciembre hasta el 1 de enero de 2018, periodo en el que se prevé cuatro millones de desplazamientos.

Finalmente, la tercera fase será la de Reyes, desde el viernes 5 de enero hasta las 24.00 horas del lunes 7 de enero. En esta última fase, se prevén 2.750.000 desplazamientos.

Según la DGT, al ser un periodo tan largo, se producirán movimientos de vehículos tanto de corto como de largo recorrido, especialmente los fines de semana y días festivos. Los destinos principales serán lugares de segunda residencia, áreas o zonas de grandes centros comerciales, zonas de montaña para la práctica de deportes de invierno y zonas de atracción turística invernal.

Las labores de la DGT para garantizar la normalidad se centrarán en intensificar la vigilancia en carreteras convencionales, sobre todo en los tramos de carreteras convencionales con especial peligrosidad, que están publicados en su web, la vigilancia del cumplimiento de las normas de circulación a pie de carretera y desde el aire con los 8 radares Pegasus de los que dispone la DGT.

También se centrará en la realización de controles de alcohol y otras drogas en cualquier tipo de vía y a cualquier hora. Igualmente, se instalarán carriles adicionales en las carreteras que registren mayores intensidades de circulación, sobre todo en las proximidades de los grandes núcleos urbanos.

La restricción de la circulación en ciertos días, tramos y horas de la circulación de camiones será otra de las medidas, como también la paralización de las obras que actualmente se están realizando en la red viaria española y la supresión de la celebración de pruebas deportivas y otros eventos que supongan ocupación de la calzada.

DISPOSITIVO HUMANO Y MATERIAL

Con motivo de este dispositivo especial, la DGT contará con alrededor de 6.000 agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil y más de 800 funcionarios y personal técnico especializado para labores de supervisión, regulación e información en los distintos centros de Gestión del Tráfico.

A ellos se unen los más de 13.000 empleados de las empresas de conservación y explotación y de las vías en régimen de concesión dependientes de Ministerio de Fomento y del resto de los titulares de carreteras y personal de los servicios de emergencia, tanto sanitarios como bomberos.

Igualmente, cuenta con medios materiales como 1.690 cámaras de televisión, 2.466 estaciones de toma de datos, 2.310 paneles de mensaje variable, así como 12 helicópteros que actúan en misiones de vigilancia desde sus bases de Madrid, Valencia, Málaga, Sevilla, Zaragoza, Valladolid y A Coruña, ocho de ellos equipados con el sistema de radar Pegasus.

OBJETIVOS

El dispositivo previsto tiene como objetivos principales los de facilitar la movilidad y fluidez del tráfico, así como velar por su seguridad vial en las carreteras, accesos a zonas turísticas y de montaña y accesos a grandes núcleos urbanos, donde se prevén desplazamientos masivos de vehículos.

Otro de los objetivos será mantener las debidas condiciones de seguridad vial y la circulación para toda clase de vehículos en las carreteras con tramos o zonas afectadas por condiciones meteorológicas adversas (niebla, hielo, nieve, lluvia o viento), así como ayudar y vigilar a los usuarios de la carretera a través de los agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, helicópteros y cámaras de televisión instaladas en las carreteras.

La DGT informa de forma puntual y gratuita sobre cualquier incidencia en carretera a través de Internet (www.dgt.es), redes sociales como Twitter (@DGTes y @informacionDGT) y Facebook (https://es-es.facebook.com/DGTes/) y ha creado el hashtag #NavidadDGT2017, donde se podrá seguir toda la información al respecto.

Asimismo, ofrece información en boletines informativos en emisoras de radio y en la página web de la DGT, a través del teléfono 011 y la aplicación gratuita de la DGT 'App DGT'.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 2.5199 seg., Memoria Usada: 1.26 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2018