08/10/2017 / 13:28
Pedro Villaverde Embid


Imagenes

Los Ángeles Custodios

Las celebraciones están siendo este año muy tristes por culpa de la situación que los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad están sufriendo en Cataluña.


El lunes, como cada año, estuvimos junto a la Policía Nacional compartiendo la conmemoración de la festividad de los Santos Ángeles Custodios, patrón de este cuerpo y de la Policía Local. La semana que viene un acto similar rendirá homenaje a la Virgen del Pilar y a la Guardia Civil. Diferentes condecoraciones por distintos méritos así como diplomas de colaboración agradecen el trabajo de los distinguidos y por extensión de todos los miembros de estas dos instituciones encargadas de velar por la seguridad y garantizar el orden.  Es momento de hacer balance sobre la criminalidad en la provincia y en este sentido cabe destacarse un descenso en el número de delitos y además, de manera señalada, de los que más alarma social causan, los robos con intimidación, en el hogar o de vehículos al no producirse, afortunadamente, homicidios o asesinatos y no existir bandas excesivamente violentas. Las labores de prevención, de coordinación, los éxitos de muchas operaciones  y la rápida respuesta ante un suceso, gracias también a la colaboración ciudadana, hacen que las cifras, que son los datos objetivos en función de las actuaciones, mejoren, lo que es difícil en una estadística que ya de por sí baja cada año. Por ello nuestra felicitación y aliento para seguir trabajando contra los infractores de las normas y en beneficio de la sociedad pues también las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad ayudan a quienes  sufren algún tipo de percance,  sin olvidar la función en Tráfico, aunque desagraden las multas, a veces injustas, posiblemente por objetivos recaudatorios, o en beneficio del medio ambiente a través del Seprona.
     Las celebraciones, sin embargo, están siendo muy tristes en este octubre por culpa de la dura situación que están atravesando en Cataluña donde son objeto de insultos, vejaciones, desprecios y falsas acusaciones por cumplir su misión, la obediencia a las órdenes de jueces y fiscales para evitar actos ilegales pese a la traición de la policía autonómica que no cumplió con su parte y cuyo jefe, Josep Lluís Trapero, declarará este viernes investigado por sedición.  Se ha mentido, manipulado y exagerado sobre las cargas policiales. Los que estaban allí apoyaban una ilegalidad e impedían su cumplimiento del deber. No eran inocentes, ni pacíficos, ni víctimas. Vaya pues nuestro respaldo a la actuación policial y el deseo de que este golpe de Estado sea finalmente superado por nuestra democracia.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.4836 seg., Memoria Usada: 1.24 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2017