04/04/2018 / 13:20
Javier Ezquerra


Juan Tomás Nobel, un alcarreño a la conquista del desierto

Desde que viese una carrera siendo un chaval, hasta el día de hoy con más de 50 años, la pasión de este segoviano de nacimiento, pero alcarreño de adopción, es el todoterreno.


Seguramente, muchos de ustedes desconocen que desde hace más de quince años vive en Alovera un hombre que ha disputado el campeonato de España de 4x4, que ha corrido el Dakar y que ha ganado en dos ocasiones el Intercontinental Rally que se disputa en África, su victoria más importante. Este es el palmarés de Juan Tomás Nobel, un funcionario cuya afición por el todoterreno sigue intacta, y es que él iría a una competición de todoterrenos “hasta a llevar los botijos, porque me gusta mucho, es mi pasión y a la que he dedicado todos mis esfuerzos”. 

Juan Tomás dice que se enamoró del todoterreno en un pequeño pueblo segoviano, San Rafael, en el que se organizaba un pequeño evento: “Eran tres o cuatro coches, pero a mi aquello me encantó y desde entonces supe que quería tener un todoterreno y que esa tenía que ser mi vida y a día de hoy es lo que realmente me sigue gustando”.
Su primer 4x4 lo compró con apenas una veintena de años, nada más y nada menos que un Suzuki de carreras con el que compitió en el Campeonato Nacional de Suzuki como piloto. Desde entonces asegura que, aunque sean más grandes o gasten más que otros vehículos, ha ido comprando todoterrenos uno tras otro. Aquella experiencia en el Campeonato de España, aunque solo fueron dos carreras, afirma que fue muy buena. Era una época diferente, en la que no había que llevar casco ni ropa homologada.

El club Alaire TT
En la década de los 90 fundó el club Alaire TT dedicado a hacer viajes de aventura siempre con el todoterreno como protagonista. No hay año que, al menos una o dos veces, no baje a África con su coche y un grupo de amigos, y es que este continente, como él dice, “ha sido un constante ir y venir en mi vida”.  Durante esos años también se dedicó a organizar múltiples eventos de coches como los que cuando era pequeño veía en San Rafael. Empezó allí, pero quizá los más importantes fueron los que organizó durante varios años en Alovera, y es que el Festival Alaire TT de Alovera llegó a congregar a más de 4.000 personas en alguna de sus ediciones y contó siempre con un gran número de inscritos. También organizó con su club de 4x4 y alguno más como el Open Trial de la Zona Centro, que se celebraba en su mayoría en pueblos de la provincia de Guadalajara.
Tras varios años sin competir, a Juan Tomás se le presentó la oportunidad de ir a la madre de todos los rallyes, al Dakar. Era la edición del 2011, la primera que se disputaba en Sudamérica, y pudo ir de la mano del Pemar Racing Trucks, un equipo que compitió en aquella edición en la categoría de coches y de camiones. Juan Tomás realizó diferentes funciones: “Mi labor era hacer que los vehículos funcionaran, durante la noche trabajamos con ellos, durante el día llevábamos el coche de asistencia al sitio correspondiente, dormíamos, y cuando llegaban los coches de carreras nos poníamos a arreglarlos. Fue una de las experiencias más bonitas que he vivido”. Recuerda con especial cariño la llegada al aeropuerto después del Dakar, y es que familiares y amigos les esperaban con multitud de pancartas y gestos de cariño: “La gente se pensaba que éramos Carlos Sainz o algún famoso, pero en realidad éramos los cuatro locos de Guadalajara” comenta entre risas. En cuanto a la competición, el camión fue capaz de terminar la carrera, pero no pudo competir por estar entre los mejores.

En los últimos dos años, después de otro parón competitivo, Juan Tomás ha disputado el Intercontinental Rally, una carrera que se disputa en África con el recorrido casi idéntico del antiguo Dakar y en la que se dan cita pilotos y equipos de todo el mundo. El año pasado este alcarreño fue el copiloto del equipo, aunque él mantiene que “aún tengo el sueño de que algún día tendré los medios y el coche para poder ser el piloto”. Ese primer año para él era el segundo del equipo en el rally y era una especie de revancha, ya que el primer año no pudieron acabar por problemas mecánicos. Sin embargo, ese año, el equipo y el coche fueron los mejores y dominaron de principio a fin la carrera, y consiguieron alzarse con la victoria. El equipo, formado por un asistente que reside en Hiendelaencina y un piloto asiduo de Guadalajara además de Juan Tomás, junto con el patrocinio de Agrohenares y del Bar Bahía, ambos negocios de Guadalajara, era un equipo con un claro sello de la Alcarria.  

En 2018 han repetido la experiencia, aunque esta vez Juan Tomás tuvo funciones diferentes en el equipo, siendo Team Manager y mecánico. Este segundo año revalidaron el título con gran ventaja sobre sus rivales, y es que tanto el equipo como el coche, un Bowler Wildcat 200, le cogieron el aire al rally. De esta forma Juan Tomás suma ya dos victorias en el Intercontinental Rally de manera consecutiva, algo que no está al alcance de todos. 

Una de las cosas que destaca el piloto es la dureza de este tipo de pruebas. Su equipo compite en la categoría Lite, es decir, la que tan solo dura seis días de competición y no catorce que es la duración de la categoría que acaba en Dakar, sin embargo, la dureza sigue siendo grande. En carrera se suben al coche a las ocho de la mañana y durante todo el día afrontan etapas de unos 500 kilómetros repletos de saltos, a una gran velocidad, y encerrado en un pequeño habitáculo. Juan Tomás afirma que “es cansado y terminas dolorido después de tanto salto en el coche, pero cuando estás en el podio todo eso se pasa”. 

¿África o Sudamérica? Es una de las preguntas más repetidas desde que el Dakar se trasladó al continente sudamericano. Juan Tomás no duda en quedarse con el recorrido africano y con el encanto especial que tiene África, pero destaca la pasión por el motor que se vive en países como Argentina o Chile.
Cuando se le plantea la posibilidad de repetir experiencia e ir a por la tercera victoria consecutiva al Intercontinental Rally, a Juan Tomás se le iluminan los ojos: “Queda mucho tiempo y hay que planificar la temporada, pero yo creo que volveremos e intentaremos ganar”. Parece que nada ni nadie puede acabar con las ganas y la ilusión de este orgulloso alcarreño, que sigue teniendo la misma pasión por las cuatro ruedas que aquel joven que un día se quedó fascinado viendo una pequeña competición de todoterrenos.  
 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.3595 seg., Memoria Usada: 1.25 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2018