25/05/2018 / 10:16
Alberto Moreno Pérez


Imagenes

Gestesa Guadalajara FS, el recuerdo de una ambiciosa aventura, 18 años después

El pasado martes, 15 de mayo, se cumplieron 18 años del nacimiento de la UD Gestesa Guadalajara FS. Lejos de ser un club más en el panorama deportivo alcarreño, aquella aventura se convirtió en toda una pasión para un buen número de aficionados.


15 de mayo de 2000, festividad de San Isidro. Fue la fecha elegida para hacer oficial el nacimiento de la Unión Deportiva Guadalajara FS. Era el nuevo proyecto de fútbol sala que surgía en la capital, aunque desde ese mismo día ya se comprobó cómo esa apuesta era distinta a las anteriores. El club surgía de la unión de los cuatro clubes más representativos de la provincia: CD Venus, FS Alamín, CD Deportes Olimpiada y CD Pavimentos Centenera, de Brihuega.

La unión no fue sencilla. Jesús Fuentes, que llegaba desde el Club Venus y que ocupó las funciones de tesorero y vicepresidente de la UD Guadalajara, recuerda aquellas “largas reuniones” para “ponernos de acuerdo en las características del nuevo proyecto”. “Todo surgió –relata Fuentes– por iniciativa de Eladio Freijo –actual concejal de Deportes de la capital– que veía que esta era la única forma de tener un club grande en Guadalajara y nos juntó a los cuatro presidentes para unir fuerzas. Tuvimos varias reuniones y cada uno tenía sus intereses. Finalmente se fraguó el acuerdo en el pub Bocana”.

No fue fácil llegar a esa decisión final y tampoco lo fueron los inicios. “Había ideas muy diferentes de cómo llevar el club, sobre todo en el tema deportivo entre Santi y Montes porque cada uno veía las cosas de una manera, Santi quería un proyecto muy profesional, invirtiendo mucho en jugadores y Montes no tenía muy claro que hubiese que pagar esas cantidades”, dice Fuentes y recalca que “mi club, el Venus (Asisa) aportamos la plaza en División de Plata y pusimos como condición que el primer entrenador fuera Juan Mena y que también formasen parte del equipo jugadores que yo tenía”.

Santiago Ranz fue elegido presidente del nuevo proyecto, encabezando una junta directiva que estaba formada por José Alfonso Montes, José Ángel Gila, Jesús Fuentes, Domingo Gómez, Alberto Moreno, José María Úbeda, Mariano Gutiérrez, Ramiro Viana y Juan Antonio de Luz.

El equipo arrancó el 23 de septiembre del año 2000 con su primer partido oficial. Estaba encuadrado en el grupo A de División de Plata –actual Segunda División– y debutó en el David Santamaría con un triunfo (4-3) ante el Bargas toledano. Para la historia quedará el primer gol oficial del club, logrado por el alcarreño Espinosa. También quedará en la memoria una espectacular jugada del marroquí internacional Abdel –se convirtió en poco tiempo en todo un ídolo para la afición–, ya en el tramo final del encuentro.

“Nuestro objetivo es estar en División de Honor en dos o tres temporadas”. Fueron palabras de Jesús Fuentes el día de la presentación del club y sus pronósticos se cumplieron. Así, tras tres campañas en Plata el equipo logró el ascenso a lo que hoy es la Primera División. Fuentes no olvida cómo se completó ese ascenso: “Nos lo jugábamos contra el Cartagena al mejor de tres partidos. Ganamos en Guadalajara y luego perdimos el segundo en su casa, pero en el tercero, pudimos ganar con una gran actuación del portero Jorge. Fue espectacular. Muy emocionante y además con muchos aficionados que se desplazaron desde Guadalajara en varios autobuses; es de lo mejor que he vivido”. El Gestesa lograba el ascenso el 25 de mayo de 2003 en el pabellón Wsell de Guimbarda, de Cartagena, con el alcarreño Ismael Mínguez como entrenador.

Una sola temporada
La aventura en la máxima categoría duró poco, una temporada. Después de haber compartido competición con algunos de los mejores jugadores del mundo el Gestesa descendió; eso sí, con la promesa de regresar.

Ese retorno se cumplió. Con el brasileño Joao Carlos Barbosa como responsable del barco, Guadalajara volvió a ganarse una plaza en la denominada ‘Mejor liga del mundo’. En la campaña 2006/2007 el equipo debutó de nuevo en la elite. Se abrió paso así a unos años de bonanza en lo deportivo, aunque con ciertas dudas en lo económico. “Se tiró la casa por la ventana y se cometieron errores gordos”, dice Jesús Fuentes e incide en que “es cierto que si Santi Ranz no hubiera asumido personalmente los riesgos que asumió, ni Montes ni yo habríamos traído a muchos de los jugadores que vinieron, porque se reventó el mercado. Es verdad que esa situación nos dio unos años gloriosos a Guadalajara, pero con el tiempo hemos visto que todo era una gran burbuja”.

El que fuera vicepresidente del club rememora aquellos años gloriosos: “Teníamos el pabellón lleno. Hubo una temporada que tuvimos hasta 550 socios. La afición estaba totalmente volcada con el Gestesa. El pabellón se llenaba, literalmente se salía la gente. Éramos todos una gran familia. Después de cada partido la afición bajaba a felicitar a los jugadores y a hacerse fotos con ellos; daba igual si se ganaba o no, la fiesta era total”. También recuerda con especial cariño “el día que se ganó al Interviú, o al Barcelona, o el empate ante ElPozo o los triunfos contra el Playas...”. Deportivamente el proyecto marchaba viento en popa y por el parquet de la pista alcarreña se pudo disfrutar de la presencia de algunos de los mejores jugadores del mundo. Sin embargo, la hucha del club empezaba a menguar. Al mismo tiempo llegó, según Fuentes “uno de los capítulos más tristes de todo el proyecto”, el llamado ‘valor plaza’ y lo explica así: “Cuando ascendimos esta segunda vez hicimos un depósito en la LNFS de 119.000 euros, para lo que llamaban el valor plaza. Este talón, que avalé yo personalmente, lo depositó el que era presidente de la Liga, Santiago Márquez, en su despacho, condicionado a que si un día, lo necesitábamos hiciéramos uso de él, pero cambiaron de presidente y como la LNFS estaba con problemas económicos, ejecutó ese talón, con la condición de que se nos iba a devolver en su momento, pero nunca se devolvió. Eso nos hizo mucho daño”. “Además –continúa el vicepresidente– yo tenía la ilusión de que nos devolviesen ese dinero para pagar las deudas que teníamos con los jugadores, pero desde la Liga con Javier Lozano –actual presidente– no se reconoció nunca que nos debía ese dinero y creo, todavía hoy, que aquello fue un robo que nos hicieron”. 

Es uno de los recuerdos más amargos para Fuentes de esta aventura del Gestesa unido a otros dos: “La deuda que no pudimos pagar a autocares Francisco Ramos, una empresa que siempre se ha portado bien con nosotros y que al final, se quedó sin cobrar y es la mayor espina que tengo en el corazón” y la incomparecencia del equipo en su viaje a Santa Coloma. “Estaba todo preparado y los jugadores no quisieron ir; se les debía dinero y actuaron de esa forma. Ahí se lió todo, la LNFS nos sancionó con 30.000 euros y fue el detonante final. Ese año bajamos de categoría”, se lamenta.

Ese descenso fue en la campaña 2010/2011 que estuvo marcada por una delicada situación económica. “Con la crisis, las subvenciones se retrasaron y empezaron a ejecutarse los embargos. Tuvimos la mala suerte de que esos embargos llegaron antes que las subvenciones. Si hubiese sido al revés, podíamos haber hecho frente a las deudas, pero  los embargos se comieron las subvenciones, con el agravante de que la liga no devolvió nunca ese dinero, había pocos ingresos...”. Ese año tampoco llegó la ayuda del patrocinador principal Gestesa, aunque Fuentes puntualiza que “la firma Gestesa se portó de maravilla con nosotros; nunca nos ha engañado, lo que se comprometió nos lo dio y cuando llegó la crisis no pudo aportar dinero sí nos facilitó  viviendas para los jugadores”.
    
Los momentos dulces
Pese a todos los inconvenientes, Fuentes prefiere quedarse con los aspectos positivos –“hubo muchos, muchísimos”, dice– y se le pone la sonrisa de oreja a oreja cuando recuerda la llegada al equipo de jugadores como “José Ruiz, Charly, Jordi Illa, Miñambres, Corvo, Loyes, Nano Modrego, Dani Fernández… y eso sin contar los extranjeros; por aquí han pasado algunos de los mejores jugadores de todos los tiempos, como Anderson o el portero Franklin que fue campeón del mundo con Brasil el año que jugó con nosotros. Y es que llegamos a ser primeros en la máxima categoría”. También destaca la aportación de jugadores de la cantera como el portero Javi Lozano –“me hizo muy feliz su debut en el equipo, igual que el de Jorge Loeches”– o la presencia de entrenadores como “el gran Andreu Plaza –hoy a cargo del FC Barcelona–, que supo sacar un excelente rendimiento al equipo”.

No será fácil que un proyecto como el del Gestesa Guadalajara regrese. Jesús Fuentes resalta que  “para que vuelva algo así tiene que haber un Santi Ranz, con todo lo bueno y todo lo malo que aportó. Esa capacidad de riesgo que tenía es difícil que hoy lo tenga otra persona para traer a ese elenco de grandes jugadores. Al final, esto acabó y salió mal, se puso el punto final a una ilusión, y se terminó con mucha pena, pero no podemos olvidar todo lo que hemos disfrutado y hemos hecho disfrutar a tanta gente. Es con lo que nos tenemos que quedar”.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.6136 seg., Memoria Usada: 1.32 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2018