09/11/2016 / 17:42
Redacción


El PSOE señala que los autobuses siguen bajando en número de viajeros

La líneas con más usuarios perdidos en septiembre respecto al pasado año fueron la L-5 y la L-4, precisamente las que Román modificó en 2015.


Los autobuses urbanos de Guadalajara volvieron a perder viajeros en septiembre respecto al mismo mes del año anterior. En concreto, los usuarios registrados en septiembre de este año fueron 271.290, es decir, 25.369 menos que en septiembre de 2015 (296.659 se registraron entonces).

 

A partir de noviembre de 2015, el servicio de autobuses urbanos de Guadalajara ha encadenado diez meses consecutivos perdiendo viajeros respecto a las mismas mensualidades del año anterior. Esta constante pérdida de usuarios se traduce en que el acumulado de enero a septiembre de 2016 arroja una caída total de 212.273  viajeros respecto al mismo periodo del año 2015.

 

Si los datos se comparan con el mismo periodo de 2012, último año completo en que funcionó el anterior servicio de autobuses, previo a la remodelación impuesta unilateralmente por Román en abril  de 2013, las cifras demuestran el completo fracaso del actual modelo de transporte urbano: en los nueve primeros meses de 2016 las personas que han utilizado los autobuses de Guadalajara son 1.233.712 menos que entre enero y septiembre de 2012.

 

“Román la lió con el cambio servicio y lo estropeó aún más con los retoques electoralistas de 2015”.

Víctor Cabeza, concejal del Grupo Socialista, ha llamado la atención sobre otro dato relevante de las cifras de viajeros del mes de septiembre: la línea que más usuarios perdió fue la L-5, con 8.717 usuarios menos que el año anterior, seguida por la L-4, con 7.257 viajeros menos que en septiembre de 2015, destacando que “ambas líneas son el eje vertebrador del servicio, ya que comunican la ciudad de este a oeste y de norte a sur, y las dos descienden de forma preocupante”.

 

El edil socialista recuerda, además, que “precisamente la L-5 y la L-4 son las que más retocó Román poco antes de las elecciones municipales de 2015, en un intento de sofocar las innumerables críticas y protestas de usuarios de barrios como el Alamín, Escritores o Manantiales y de comerciantes del centro”, por lo que “estos datos vuelven a evidenciar la falta de criterio y la improvisación de Román, que la lió con el cambio unilateral que impuso en el servicio y lo estropeó aún más con los retoques electoralistas que hizo en estas líneas el año pasado”.

 

Menos viajeros igual a más coste para los vecinos de Guadalajara.

Víctor Cabeza ha subrayado también que el importe pagado por el Ayuntamiento de Guadalajara a la empresa concesionaria de los autobuses, con el que se compensa las pérdidas derivadas del déficit de viajeros, se  ha incrementado entre enero y septiembre de 2016 en 683.052 más que lo abonado en el mismo periodo de 2015, lo que indica que “lejos de reducirse el coste del servicio para el conjunto de los vecinos de Guadalajara, como prometió Román al destrozar el servicio anterior, se están pagando cantidades similares a las de antes, pero con el agravante de que los autobuses urbanos ahora no son útiles para la ciudadanía”.

 

En este sentido, ha resaltado que en septiembre de 2016 los autobuses urbanos recorrieron 2.642 kilómetros más que en septiembre de 2015 y tuvieron 25.000 viajeros menos, lo que se traduce en “un nuevo e importante aumento del coste por viajero, que se paga con dinero que sale de los bolsillos de todos los vecinos de la ciudad”.

 

El PSOE pide un expediente sancionador a la concesionaria por incumplimientos

 

Además de la constante caída del número de viajeros, el concejal del PSOE ha denunciado que “continúan sin funcionar muchas de las pantallas informativas  de las  paradas de  autobuses, ya que unas están apagadas y otras no ofrecen información del servicio, sino únicamente publicidad”, algo que “Antonio Román y su equipo están permitiendo, lo que constituye una evidencia más de que el alcalde está completamente despreocupado de los asuntos del Ayuntamiento y esa actitud favorece el deterioro de los servicios municipales, entre ellos y de forma muy destacada el  de los autobuses urbanos”.

 

Víctor Cabeza ha pedido al alcalde que “de una vez por todas defienda los intereses de la ciudad y de sus vecinos”, para lo que “exigimos que se abra un expediente sancionador a la empresa concesionaria del servicio de autobuses por los continuos incumplimientos de sus obligaciones contractuales”.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.356 seg., Memoria Usada: 1.23 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2017