05/01/2017 / 13:10
Redacción


Extra de equipaje

El 30 de diciembre en muchas ciudades se llevaron a cabo concentraciones en apoyo a Begoña y Mikel.


El pasado miércoles 28 leíamos en la prensa cómo 198 refugiadas llegaban a Barajas (por cierto, ninguno viene a Castilla-La Mancha).
    Son un total de 898  personas desplazadas las que ha acogido España, un 5% de las 17.337 que se comprometió a acoger.
     Por otro lado, el mismo día 28,  leíamos en los mismos medios que habían detenido en Grecia a dos personas de nuestro país: Mikel, del País Vasco, y Begoña, de Navarra, por intentar traer ocultos en una caravana a nuestro país a 8 refugiados. En Grecia hay atrapadas 67.787 personas refugiadas, según datos oficiales. Estas dos noticias se entienden mucho mejor juntas.
    Pues bien, a Begoña y Mikel se les acusa de favorecimiento de la inmigración ilegal y de imprudencia grave para la integridad de los refugiados.
    Cabe preguntarse  de qué se debería acusar a nuestro gobierno por la prácticamente respuesta nula que está dando a la crisis humanitaria que vivimos ahora mismo. Hay que preguntarse, también,  qué está haciendo nuestro gobierno con toda esa necesidad de ejercer la solidaridad que tenemos muchos y muchas de las que vivimos en este país; qué respuesta le está dando nuestro gobierno a todas las personas que cuando dan cifras, cuando vemos el telediario; no nos limitamos a decir: “qué pena” y no hacer nada.   
    Por ejemplo, todas esas personas que militan  en colectivos y organizaciones que ayudan a los refugiados y refugiadas. Todas esas personas que hemos presentado mociones, escritos, peticiones a nuestras administraciones para que se dé una respuesta Real y efectiva  por parte de nuestro país a toda esa gente que vemos en el telediario y que nos duele como si les conociéramos. Todas las personas que hemos pedido, incluso muchas conseguido, que nuestras ciudades y pueblos sean declaradas ciudad refugio, y a la mayoría no ha llegado nadie aún.
    Nosotras, esas personas que queremos ejercer la solidaridad todo el año y no sólo en estas fechas en las que parece que dando un juguete o dando comida, se está cumpliendo con el cupo de solidaridad de los 12 meses que han pasado.
    Nosotras, solidarias, internacionalistas, ¿qué  nos queda por  hacer frente a un gobierno que le da la espalda a la solidaridad, a la humanidad y sigue impasible ante la intemperie y el abandono de miles de personas? Pues de momento seguir señalando su pasividad, seguir en la lucha, no rendirnos y sonreír al leer que personas como Mikel y Begoña se han atrevido a hacer lo que a muchas nos gustaría.
    El 30 de diciembre,  en muchas ciudades se llevaron a cabo concentraciones en apoyo a Begoña y Mikel. Porque la solidaridad no es un delito.
    Todo nuestro apoyo, reconocimiento y fuerza a los dos detenidos.
 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.1833 seg., Memoria Usada: 1.21 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2017