13/12/2010 / 10:28
Redacción


El Isolux, fiel a su pésima racha de resultados


 
El equipo alcarreño volvió a no estar a la altura de las circunstancias, y cayó ante un rival directo, el que le precedía en la tabla con sólo una victoria en su casillero.
A diferencia del equipo de Guadalajara, el Siglo XXI salió a hacer los deberes desde el primer minuto. No así el Isolux que, aunque bien en ataque, sobre todo en los primeros minutos, no estuvo nada bien en defensa, por lo que, a pesar de hacer buenas anotaciones en los primeros minutos, el rival aprovechaba los eternos regalos de las alcarreñas para igualar el marcador y superar a las locales por diez puntos en el primer periodo.
 
La defensa local era muy frágil y se limitaba a coger el balón cuando una y otra vez entraba en su aro. La defensa del tiro era con la mirada y el rebote defensivo brillaba por su ausencia. Desde el banquillo se pedía intensidad defensiva, pero las jugadoras no ponían lo suficiente para ganar el partido. Así, se llega al descanso entre periodos con 18-28, con el Isolux bien en ataque –hizo su mejor anotación en el primer periodo de todos los 11 encuentros jugados-, pero muy mal en defensa. En el segundo periodo, vino la culminación del desastre. El ataque baja de nivel y la defensa disminuye aún más, con numerosos problemas en el rebote –las catalanas cogerían 15 rebotes ofensivos en esta primera parte, mientras que las alcarreñas cogían sólo ocho defensivos-, y, tras una impresión sumamente mala del juego alcarreño, muy desordenado y falta de ganas e intensidad, se llega al descanso con un significativo 23-47. Aponte, como siempre, había estado muy ofensiva, pero menos defensiva que nunca, pecando de precipitación en muchas de las acciones. Gregor, inexistente, y Rabadán que lo intentaba más que otras veces, aunque con altibajos, y con las junior con mucha más tensión de la habitual, creaban un cuadro dramático bastante lejano de lo deseado para este partido, en el que se jugaba la última plaza de la clasificación.
 
En el descanso, hubo reprimenda en el vestuario. Y durante la segunda parte, la reacción fue patente. No obstante, se siguió observando la falta de un base, dado que Aponte equivoca los tiempos de juego constantemente. Pero, por lo menos, se defendió un poco más y se controló mejor el rebote –sólo tres rebotes ofensivos de Siglo en esta segunda parte–. Arés decidió prescindir de Alaña y, la verdad es que no se notó. Se perdió altura pero se ganó intensidad y un poco de orden, y, el parcial del tercer periodo fue el mejor del Isolux (19-21).
 
Y en el cuarto, las alcarreñas notaron el cansancio y se notó también la inexperiencia y, a la vez, la calidad de Belén de Lucas, que supo reponerse a algunos balones perdidos con jugadas de mérito. Siglo XXI pegó otro estirón y ganó plácidamente.

En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 3.0053 seg., Memoria Usada: 1.21 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2019