07/02/2022 / 12:17
Redacción


Imagenes

La idiosincrasia de Horche se esconde bajo tierra con su Ruta de las Bodegas


A penas a unos pasos de Madrid, mirando desde las alturas a La Alcarria en las vegas de los ríos Tajuña y Ungría, Horche se ubica en un enclave inolvidable, entre patrimonio y senderos, gastronomía y cultura. Respirando aire puro mientras se camina entre sus calles empinadas y se visitan sus ermitas, la localidad horchana ofrece para nuestros ojos la belleza de los soportales de su Plaza Mayor, el agua azul turquesa de su Lavadero o el artesonado de madera mudéjar de la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Asunción, pero guarda para sí bajo tierra, como si fuera un secreto arcano entre manantiales de agua, su gran tesoro, las más de un centenar de bodegas que permanecen activas del medio millar de ellas que todavía existen y que se ocultan por todos los rincones de la villa. 

En efecto, la idiosincrasia de Horche, su carácter y su marca de impronta, la tradición que ha pervivido hasta nuestros días, huele y sabe a vino, el caldo que es orgullo de los horchanos desde eras pasadas y que se transmite de forma atávica de generación en generación entre sus habitantes: ya en el siglo XV, los viñedos sobresalían en su paisaje y en su paisanaje, ocupando la mayor parte de los cultivos de la localidad y estructurando su día a día, al igual que su economía. 

En la actualidad, las familias horchanas continúan destilando vino para consumo propio y también competitivo: cada año, un jurado elige al ganador entre todas las muestras presentadas al conocido concurso del vino de Horche, que cuenta ya con más de cuatro décadas de historia. Además, ahora todos podemos disfrutar también del vino horchano y de sus bodegas, de su encanto y de su relevancia, de su exclusividad y de su originalidad: la Ruta de las Bodegas del Ayuntamiento de Horche abre al visitante estos templos del vino artesanal, privados y familiares, bajo arcos y piedras, que los horchanos han conservado durante siglos.   

En concreto, la Ruta de las Bodegas se realiza todos los sábados, domingos y días festivos, si bien es altamente recomendable la inscripción previa con un par de días de antelación. Con una duración aproximada de dos horas y un precio de siete euros por persona, la ruta comienza a las 11:30 horas desde la oficina de turismo de la localidad y ofrece un recorrido guiado por el patrimonio horchano antes de visitar también el Museo Etnográfico y adentrarse en dos bodegas particulares, donde se degusta, entre aperitivos, el rico vino de la localidad.  


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 2.8979 seg., Memoria Usada: 0.94 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2022