10/03/2019 / 16:55
Heliodoro Pérez (Opta)


Imagenes

El Quabit Guadalajara vendió cara su derrota en el derbi en Cuenca


Hasta el final hizo trabajar el Quabit Guadalajara al Liberbank Cíudad Encantada en un choque en el que no bajaron los brazos hasta el pitido final y eso que el Cuenca tenía una ventaja de cinco en los minutos finales, pero su defensa abierta logró mantenerlos en el choque (33-31). En este duelo los de Montes se vieron cinco abajo en el primer tiempo, pero remontaron con una respuesta desde la defensa y lograron incluso ponerse por delante en el inicio del segundo tiempo. Sin embargo, poco a poco Cuenca fue apretando en defensa y le puso las cosas casi imposibles a los alcarreños que se quedaron sin fuerzas en el final de partido.

Los conquenses, por delante
El Quabit Guadalajara salió a El Sargal con el libreto bien aprendido sin cambios defensa ataque con el fin de que el conjunto local no le sorprendiera con sus rápidas transiciones en primera y segunda oleada, pero es cierto que pese a eso su defensa 6-0 no empezó a carburar desde el comienzo y el ataque en estático local no encontró muchas dificultades  debido a la buena dirección de Natan Suárez.

Con este guión, y pese al buen juego del primera línea morada con hombres como Víctor Vigo, Márquez y el brazo de Paredes, Cuenca consiguió abrir una renta de dos goles con 4-2 y 6-4 porque y no se puso de tres porque Hombrados paró un acción desde el extremo de Sergio López en primera instancia.

Sin embargo, en el 15 sí que consiguió esta renta e incluso de cuatro porque los locales empezaron a correr y eso le hizo daño a Guadalajara, pues encontraron los locales buenos huecos a la carrera que hicieron que en el quince fuera el 9-5 el que campeara en el marcador y obligaran a César Montes a pedir tiempo muerto.

Tras el tiempo muerto todavía consiguió Cuenca irse de uno más y lograr la máxima renta del choque con el 10-5, pero poco a poco se fue entonando Guadalajara y dos goles desde el extremo del conquense Nacho Moya y uno anterior de Paredes, sin duda el brazo armado de los morados, se redujo la direrencia al 10-8, lo que obligó a Lidio a pedir tiempo muerto porque en tres minutos se había reducido mucho la ventaja.

Remontada morada
En buen momento del Guadalajara llegó la exclusión de Eskericic y los alcarreños se pusieron a uno y con una gran acción en el central de Víctor Vigo empataron el choque tan solo cinco minutos después. Fueron grandes minutos en defensa y portería de los alcarreños, aprovechando el punto más que le dan en el 6-0 a César Montes tanto Celada como Serradilla, consiguiendo además en ataque acceso a los seis metros con más facilidad forzando una exclusión y dos penaltis.

Estuvieron los conquenses seis minutos sin marcar y el choque ya no pareció el mismo, se encontró más cómodo en ataque y con el 12-12 tuvieron dos opciones de ponerse por delante pero tanto Sanz García como Nacho Moya se encontraron en seis metros con Leo Maciel que fue una pesadilla para Quabit en el tramo final de la primera parte con tres paradas consecutivas, una portería que también rotó en Guadalajara con Eleolaza que mantuvo el buen nivel que venía mostrando Hombrados a partir del minuto diez de partido.

Tanto fue así que el conjunto local pasó de poder ponerse por detrás a ponerse dos por delante 14-12 a dos minutos del final del primer período y además sacando la exclusión de Parra, aunque con uno menos y sin portero lograron los alcarreños reducir la diferencia a uno y tener un último ataque en el que Márquez empató a catorce a veinte segundo para el descanso y llegando así el partido al marcador.

El segundo tiempo comenzó con un tanto de Sanz García que supuso la primera ventaja para los alcarreños en el marcador gracias a una buena circulación de balón, empató Baronetto, pero Mellado en una buena circulación volvió a poner a los morados por delante con 15-16. Quizá era testimonial porque empató Cuenca en las dos ocasiones, pero después de ir cinco abajo Guadalajara demostraba que estaba en serio ya en el partido.

El Cuenca se despega de nuevo
Con este cambio de dinámica, los locales intensificaron su 6-0 y lo notó Guadalajara que aún así supo mover bien al balón con un Víctor Vigo que tuvo las ideas muy claras a lo largo de la tarde y era algo fundamental porque Cuenca aprovechaba cada error de su rival y lanzaba sus ataques aprovechando la calidad de Natan Suárez y logró una renta de 3 goles (20-17) en el 38 de partido. Por este motivo Montes tuvo que pedir tiempo muerto otra vez.

A la salida del tiempo muerto, el cambio de Guadalajara fue en la portería con el regreso de Hombrados, que con una parada, a lo que respondió Lidio con una mixta de despiste, pues no siguió, sobre Víctor Vigo y eso provocó errores del ataque morado que también avanzó su defensa con Mellado sobre Natan, una defensa abierta que siempre ha hecho daño a los locales, lo que unido a las paradas de Hombrados volvieron a apretar el marcador a solo un gol (21-20) en el 42 del choque y ahora el que pedía tiempo era Lidio Jiménez, técnico local.

Guadalajara sufrió pasado el cuarto de hora del segundo tiempo la exclusión de Serradilla y un posterior ataque sin portero que acabó en robo de balón y gol fácil de Natan Suárez que devolvió en el 47 de choque los tres de renta para los locales (24-21).

Con el paso de los minutos Cuenca había echado el candado, su 6-0, unido al cansancio de los de César Montes y un Natan Suárez cuyos movimientos no supieron leer los morados pusieron el choque cuatro arriba (26-22) en el 50 de partido, poniendo las cosas muy difíciles en el derbi a los visitantes a pesar de que Nacho Moya seguía de dulce desde los siete metros y recortó distancias poco después.

Con esta dificultad creciente y aunque quedaban más de nueve minutos, Montes quiso subir todavía más su defensa en el inicio de las jugadas de Cuenca provocando errores y por tanto ataques fáciles, pero fruto de este riesgo llegó la segunda exclusión de Parra que mermaba más a un equipo que se le veía muy castigado de percutir contra el enorme 6-0 local.

Eso sí, el bloque morado si algo demostró es que tiene mucho carácter, nunca se rinde y al siguiente ataque provocó la exclusión de Tiago y aunque pasaba el tiempo, seguía en el choque aunque poco a poco el paso de los minutos les fue haciendo imposible puntuar ante Cuenca en una cancha en al que otras veces habían dado la campanada bajando sus brazos a dos del final arriesgando sin portero y cinco abajo y a pesar de que llegaron a ponerse a dos con dos contras de Parra, que obligó a Lidio Jiménez a pedir tiempo muerto, pero ya no les dio tiempo a más.

LIBERBANK CUENCA 33; QUABIT GUADALAJARA, 31
LIBERBANK CUENCA:
Leo Maciel (28,6 %), Doldán, Natan Suárez (9), Mendoza, Thiago Alves (2); Sergio López (3) y Montoro (3) -siete inicial- Baronetto (6), Dutra (5), Óscar Río (2, 1 penalti), Moscariello (2), Eskericic y Nolasco (1).
QUABIT BM GUADALAJARA: Hombrados (24,1 %), Mellado (4), José Márquez (5), Víctor Vigo (4), Nacho Moya (6, 3 penalti), Javi García (2), Paredes (3) -siete inicial- Eleolaza (25 %) Parra (3), Sanz García (2), Celada (1), Serradilla, Pedro Fuentes y Gallardo (1).
ÁRBITROS: Luis Ignacio Colmenero y Víctor Rollán. Exclusión para Eskericic, Thiago Alves y Dutra en Liberbank Cuenca y Parra (2), Mellado y Serradilla en el Quabit Guadalajara.
PARCIALES: 2-2, 5-4, 8-5, 10-9, 12-12, 14-14 (descanso), 17-16, 21-18, 22-21, 26-22, 29-25 y 33-31.
INCIDENCIAS: El Sargal. 1.000 espectadores.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.4129 seg., Memoria Usada: 1.27 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2019