23/09/2020 / 09:14
Redacción


Imagenes

Una importante operación contra las drogas en Sigüenza, Azuqueca y Torrejón se salda con doce detenidos y seis personas liberadas

También ha afectado a Madrid, Toledo y Segovia.


La Guardia Civil, en el marco de la operación YANTAI, desarrollada en las provincias de Toledo, Madrid, Segovia y Guadalajara, ha procedido a la detención de 12 personas de nacionalidad vietnamita de entre 25 y 48 años de edad, pertenecientes a una organización dedicada a la trata de personas con fines de explotación laboral. En la operación se han liberado a 6 personas que estaban siendo explotadas laboralmente. A los detenidos se les imputa los supuestos delitos contra la Trata de Seres Humanos, la Salud Pública, defraudación de fluido eléctrico y falsedad documental.

Se han efectuado  siete entradas y registros en naves y domicilios ubicados en las localidades de Sigüenza, Santa Cruz de la Zarza, Recas, Camarma de Esteruelas, Torrejón del Rey y Azuqueca de Henares donde se ha intervenido 7500 plantas de marihuana, dinero en metálico, así como numerosos efectos empleados en labores de cultivo de la marihuana, tales como paneles de pladul, abonos, fertilizantes, material eléctrico, sistema de extracción  y anti olor, filtros de carbono, etc).

La investigación se inició, cuando la Guardia Civil, tuvo conocimiento de que unos ciudadanos de origen asiático habían alquilado en extrañas circunstancias, una nave industrial del polígono LOS LLANILLOS de la localidad de Sigüenza.

Por tal motivo, los agentes iniciaron un operativo entorno a la nave, pudiendo constatar que dicha nave estaba siendo utilizada para la cultivar y procesar plantas de marihuana. Para ello, la organización utilizaba a compatriotas que eran desprovistos de su documentación, al objeto de impedir su libre circulación y obligarlos a trabajar sin descanso. Cabe destacar, que en los registros se encontraron dormitorios habilitados en los lugares de trabajo que carecían de adecuadas condiciones de vida e higiene.

Una vez procesada la marihuana, los integrantes utilizaban un vehículo para el transporte de la droga en distintas naves industriales y domicilios ubicados Castilla la Mancha, Castilla León y Comunidad de Madrid.

Las investigaciones, realizadas por los agentes han permitido acreditar la existencia de una organización delictiva organizada y estructurada, dedicada al cultivo de grandes plantaciones de marihuana y a la trata de seres humanos para su explotación,  que albergaban pretensiones de extender el negocio ilícito a otras zonas del país.

Asimismo, la estructura de la organización se encontraba integrada por un líder de origen vietnamita. Esta persona situaba en los escalones más altos de la organización a personas de su confianza y en los eslabones más bajos a compatriotas que eran desprovistos de su documentación con el fin de  impedirles el contacto con el exterior.

Significar la importancia de la cooperación internacional, que constituye un factor clave en el éxito de estas actuaciones debido a la transnacionalidad de los grupos organizados que captan, trasladan y explotan a sus víctimas en diferentes países, tanto Estados Miembros de la Unión Europea como terceros Países.

La Guardia Civil trabaja de una manera integral y multidisciplinar en las investigaciones de los delitos que llevan aparejado este modus operandi, cada vez más común en las organizaciones criminales que operan en nuestro país. 

Así mismo, se considera de vital importancia la colaboración imprescindible de las Entidades Sociales y ONG,s para la asistencia a las víctimas de trata y su posterior recuperación.

La operación ha sido desarrollada por efectivos de las Comandancias de Guadalajara, Toledo, Segovia y Madrid.

 

Sorpresa en Sigüenza

La misma mañana del viernes, los vecinos de Sigüenza veían asombrados cómo un autobús con  presos  acudía a la ciudad del Doncel, donde se presenció gran movimiento de miembros de las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado. Por lo que ha podido conocer este medio, Tan solo dos de los detenidos residían en Sigüenza, aunque los vecinos aseguran que habían pasado totalmente inadvertidos. De hecho, se apunta que eran extremadamente cautelosos, ya que personas que suben diariamente al polígono de los Llanillos aseguran que nunca tuvieron el más mínimo indicio de que algo ocurriera dentro de esa nave. 

 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.021 seg., Memoria Usada: 1.24 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2020