27/09/2022 / 11:48
M.Pérez


Imagenes

La Cooperativa Santa Mª Magdalena inicia la vendimia con la última tecnología gracias a Adasur

Estrena estación refractométrica para medir la gradación de la uva.


 

Es tiempo de vendimia y en la Cooperativa Santa María Magdalena trabajan a pleno rendimiento, desde esta semana, para cosechar la uva de la que saldrán sus tintos, tempranillos y blancos malvar. 
    Tanto sus explotaciones vitivinícolas de Mondéjar como las de Sacedón están de vendimia. “La calidad de la uva es excepcional pero la sequía ha hecho mucho daño y la cantidad de uva es baja”, señala Vitorio González, presidente de la Cooperativa. 
    Y para esta campaña vitivinícola van a contar con nueva maquinaria de última generación, gracias a la gestión de ayudas  para la elaboración y comercialización de vinos que han hecho con el grupo de desarrollo rural Adasur, para la adquisición de una estación refractométrica por unos 50.000 euros, de los que  22.197,78 han sido subvencionados. Permite un análisis enológico en el que se mide el contenido de azúcar y el pH, por ejemplo, de la uva, nada más venir del campo, permitiendo una mayor calidad de la uva de cara a su comercialización. La unidad controla automáticamente el ciclo de análisis (muestreo, medición y lavado) y muestra los resultados en la escala seleccionada. Los agricultores pueden ver los resultados del análisis en un monitor remoto dedicado y se olvidan del microscopio y otras técnicas manuales antiguas. 
    Es la segunda vez que han podido acogerse a este tipo de ayudas con el GDR, después de la aprobación del RD112/2022 de 8 febrero que modifica el Real Decreto 1363/2018 para la aplicación de las medidas de apoyo 2019-2023 al sector vitivinícola español. 


    La otra vez fue en el año 2017 para adquirir una instalación de equipos de mejora de filtrado por importe de 24.131,53 euros y cuya inversión también ascendía a casi 50.000 euros. “Lo hacíamos con placas pero daba muchos problemas y a la hora de embotellar siempre se colaba algún poso...”recordaba el presidente, que ha destacado la gran ayuda que aporta a su trabajo cotidiano este equipo de filtrado. “Las botellas van limpias y el vino también. Hemos ganado tiempo y calidad. Nos ha quitado un ‘castigo’”, subraya. 
    “Sin estas ayudas, para una cooperativa de las dimensiones de la nuestra, sería imposible seguir adelante porque es inviable acogerse a las subvenciones del programa específico que hay en Castilla-La Mancha, Vinati”. Vitorio González subraya que este programa “sólo” está al alcance de las “grandes bodegas”. Con la nueva propuesta del Gobierno regional y  la Red Castellano Manchega de Desarrollo Rural, Recamder, se pueden hacer compatibles las inversiones que se desarrollan en bodegas y cooperativas con la labor de los grupos de desarrollo rural. Así, las inversiones menores de 100.000 euros que presenten se van a poder beneficiar de las ayudas que gestionar los grupos. “Nos ha costado mucho pero, al fin lo hemos conseguido y para nosotros es vital”, insistíen desde la Cooperativa Santa María Magdalena. “Gracias a estas ayudas podemos seguir funcionando, sino, habría que echar el cierre”, así de tajante es el presidente mondejano, que recalca que hasta la llegada de esta modificación, “no teníamos acceso a ningún tipo de ayuda pública”. Ahora las cosas, afortunadamente, han cambiado. 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.7936 seg., Memoria Usada: 0.96 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2022