20/07/2020 / 12:51
J. Pastrana


Imagenes

Medio Ambiente, arte, patrimonio y turismo se unen en torno al convento de Budia


Ya está abierta al público la exposición Renaciendo, un muestra fotográfica con la que el artista Alexander James Hamilton ha dado nueva vida al convento de los Carmelitas de Budia, una joya de la arquitectura barroca castellana construido en el siglo XVII.

Si el jueves era la inauguración para medios y personalidades, el viernes el protagonismo recayó en los propios vecinos del pueblo, que además pudieron disfrutar de un aperitivo. “La gente está muy ilusionada. Sobre todo por las circunstancias de este verano, en el que ni siquiera podremos abrir la piscina”, indica el alcalde, David Nicolás. 

 

 

Aunque la cita del viernes sirvió para que los vecinos del pueblo vieran la exposición, la inauguración del jueves también tuvo gran importancia. Hasta Budia se desplazó el vicepresidente de la Diputación de Guadalajara, Pedro David Pardo, quien destacó la enorme originalidad de esta exposición, que usa técnicas analógicas en su proceso y tiene como resultado la reacción de la luz solar a las formas de elementos reciclados de la basura.

También estuvo presente Jesús Ortega, presidente del grupo de Acción Local Fadeta. “La exposición me ha parecido espectacular. Es increíble que se pueda usar el edificio para hacer exposiciones. Sobre todo es especialmente impresionante por la noche”. 

 

 

Tanto el primer edil como el presidente de Fadeta esperan poder avanzar en la rehabilitación de un inmueble que se encuentra en un estado muy deteriorado, aunque esta exposición ha sido la excusa perfecta para hacer una pequeña actuación de limpieza y desescombro. “Falta la rehabilitación del edificio, que se puede hacer”, confía Ortega, aunque reconoce que “es una inversión que es muy cara”. Por su parte, el alcalde confía en que la repercusión que pueda tener esta muestra fotográfica sirva para atraer la atención de otras administraciones dispuestas a invertir en la recuperación del convento. “Va a ser muy importante y creo que tendrá un gran impacto turístico”, aventura David Nicolás, quien señaló la enorme cantidad de reservas que ya el viernes tenían para hacer visitas a la exposición.

Ortega confía en que se pueda llevar adelante la rehabilitación del convento para proseguir con la puesta en valor que se está haciendo del patrimonio de La Alcarria. “Ésta en una zona en la que se está haciendo un esfuerzo importante para rehabilitar todo el patrimonio”. 

 

 

Por último, en la inauguración también estuvo presente la delegada de Hacienda y Administraciones Públicas, Pilar Cuevas, quien destacó que se trata de una “impresionante obra en un mágico espacio” y agradeció al artista “su obra y su compromiso con la sostenibilidad y el territorio”. 
 
Hasta el 20 de septiembre
La exposición abrió sus puertas el pasado jueves y permanecerá abierta en el convento de los carmelitas hasta el próximo 20 de septiembre. Por motivos de seguridad sanitaria, en estos momentos el aforo está limitado a grupos de  50 personas por visita y es necesario realizar reserva previa para grupos de más de 10 personas.

Alexander James Hamilton es un artista internacional que se afincó en Budia en el año 2018. “No es mucho tiempo, pero ya ha conseguido ser uno más del pueblo”, relata el alcalde. Con más de 100 proyectos artísticos a sus espaldas, decidió lanzarse a una nueva aventura en la que unía arte y respeto por el medio ambiente.

 

 

Renaciendo es una exposición al aire libre de obras fotográficas, iluminación y esculturas. El mismo uso del convento como sala de exposiciones tiene un sentido artístico, ya que sirve como “testimonio poético de la vitalidad de nuestro mundo natural y su significado en nuestra vida cultural”. 

En cuanto a las obras de arte expuestas, surgen de la relación de propio Hamilton con el mar. Tras ser consciente de cómo la contaminación “se entromete y emana una fuerza destructiva con su rugido” sobre el mar, el fotógrafo quiso abordar el impacto que la industrialización tiene sobre el entorno oceánico.

Para ello, se trasladó a la línea marítima de las Maldivas, “donde las islas de coral se están perdiendo bajo las olas y la contaminación plástica”, donde creó en un estudio al aire libre. Su metodología de trabajo era la siguiente:  primero se sumergía en buceo libre para recuperar restos de basura en el fondo marino. Después lo depositaba en tierra. Las imágenes expuestas ahora en el convento de Budia son el resultado directo de la unión de esos materiales plástico y detritos con placas de film transparente, expuestas a la luz de la luna y el sol al amanecer. Esto quiere decir que el trabajo de Hamilton no sólo se ha realizado de forma analógica, sino que ni siquiera ha empleado cámara fotográfica para llevarlo a cabo. Por eso considera que “este proceso resultó una fusión única con el entorno, apoyándome en el agua como aliado recurrente; y lo más importante, sin dejar ninguna huella de polución ambiental”.

 

 

Una aventura creativa
El mismo proceso de creación fue en sí mismo una aventura.  Durante 4 meses el artista navegó en un kayak que él mismo había diseñado y construido, explorando todos los atolones de la isla para llevar a cabo sus intervenciones artísticas mientras generaba su propia agua potable y electricidad. Hamilton pasó su 50 cumpleaños en una pequeña isla de 30 metros mientras sufría los efectos de un tifón que se alargó durante 3 días. Durante este tiempo, también publicó más de 150 manuscritos dirigidos a grupos ecologistas, políticos y grandes corporaciones.  El resultado de esta aventura fue un proceso evolutivo e impredecible que inevitablemente dejó su huella en la obra de arte final. 

Una selección de estas obras de arte que ahora se presentan en Budia, se exhibieron públicamente en Londres el año pasado, en la galería londinense Dellasposa y en el Canary Wharf Cross-Rail diseñado por Norman Foster. Ahora estarán expuestas en este convento de Budia, que es la última estructura carmelita barroca que queda en toda España y que data de 1688. Su abandono durante años ha provocado un importante deterioro del inmueble.

Por eso, desde el propio municipio ha nacido una iniciativa en change.org reclamando su arreglo. Una iniciativa a la que se ha unido el propio artista, que con esta iniciativa ya ha ayudado a hacer una limpieza de cara del lugar, en el que además ha instalado un sistema de iluminación ideado por él mismo. Los interesados en conocer la exposición pueden ponerse en contacto con el Ayuntamiento para pedir información o hacer reservas en el correo turismobudia@gmail.com o en el teléfono 689 14 38 96, de lunes a viernes de 10.00 a 14.00 horas.

 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.7609 seg., Memoria Usada: 1.25 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2020