04/07/2019 / 11:21
Beatriz Pariente


Imagenes

Usuarios de la línea de bus Guadalajara-Madrid denuncian saturación y caos en el servicio de ALSA en hora punta

Los usuarios del servicio se quejan de que no se trata de un problema puntual, sino de que es algo “cíclico” en el servicio que presta ALSA. Cabe recordar que es la misma empresa que presta el servicio de autobuses urbanos.


La entrada en funcionamiento del nuevo horario de verano en el servicio de autobús que une Guadalajara con Madrid (ofrecido por la empresa ALSA, línea 243) ha provocado el descontento de sus usuarios habituales. Así lo han trasladado varios de ellos a través de redes sociales a título individual o a través de un grupo denominado Afectadxs por ALSA Guadalajara-Madrid, que desde entonces relata diariamente los problemas que se encuentran en las horas punta de la mañana. Entre estos problemas sobresalen dos: la falta de información y el exceso de demanda de plazas para las pocas que se ofrecen en ese tramo horario tras la modificación.

El resultado es que, según cuenta una usuaria habitual del servicio, María Fernández, “los autobuses se llenan y se queda fuera gente como para dos autobuses más”. Al parecer la frecuencia anterior a esta modificación estival era de 10 minutos en hora punta, cuando ahora “sale uno a las 06.30 y otro a menos 10. Han quitado autobuses y además no nos han dado información”, critica. “Ahora todos los días se forma una cola gigante que da hasta tres vueltas a la escalera”, agrega. Esta situación está generando mucha tensión entre los viajeros, que además de verse obligados a esperar a siguientes expediciones no saben a qué hora llegarán a su destino cada día. “Nosotros no estamos de vacaciones, seguimos yendo a trabajar y no se puede llegar tarde todos los días. Yo porque lo tengo avisado en mi trabajo, pero quien no tenga un contrato indefinido se la puede jugar”, opina.

Un problema "cíclico"

Además, Fernández matiza que “no es algo puntual, pasa todos los años, también en Navidad, es algo cíclico”. Por ese motivo, tanto ella como otros usuarios han puesto ya varias reclamaciones al servicio de ‘Atención al Cliente’ de ALSA. “He recibido una carta certificada en la que me dicen que han recibido mi queja y que lo trasladarán al organismo competente. Esa queja la puse en octubre de 2018”, se lamenta.

El propio grupo de Afectados por Alsa relata, hoy mismo, lo siguiente:

 

En otro cuentan que:

 

El pasado día 3 uno de sus tuit fue este, refiriéndose a los problemas para llegar a sus puestos de trabajo:

 

Otra usuaria se refiere a las colas en la estación el día 2 de julio:

 

Una viajera, Arantxa Rubio,  se refiere a la espera de hasta media hora, el 2 de julio:

 

Concha Balenzategui, usuaria habitual de los transportes entre Guadalajara y Madrid, lo deja claro en esta publicación:

 

La empresa refiere "pequeños desajustes" que fueron "rápidamente solventados"

La empresa reconoce que pudo haber problemas, pero los limita a un día e indica que fueron solventados. “En julio entró en vigor el horario de verano. Debido a su primer día de funcionamiento, puede que ser que se produjera en algún momento pequeños desajustes en el funcionamiento de la línea, pero que fueron rápidamente solventados”.

Con respecto a las quejas puestas por los usuarios que le recuerda este medio ALSA responde que “nuestro Servicio de Atención al Cliente (SAC) no ha recibido un número de reclamaciones relevantes por ninguna incidencia significativa estos días. En términos generales, sobre un volumen de entorno al millón de viajes anuales, en todo el 2018 se recibieron un total de 240 reclamaciones en esta línea, lo que significa un tasa anual de 0,024%”.

Respecto a la línea explica que “el servicio Guadalajara-Madrid se presta con 14 vehículos asignados con carácter permanente, que se refuerza con 3 más en horas punta, llegando a una flota total de 17 autobuses”, apostillando que “Gracias a ello se ofrece una altísima frecuencia de servicios, que en hora punta, en sentido Guadalajara-Madrid a primeras horas de la mañana, y Madrid-Guadalajara, por la tarde, opera una salida cada 10 minutos, entre servicios directos y con  paradas. Adicionalmente, se refuerzan los horarios cuando se detecta incrementos de viajeros puntuales en las franjas de mayor ocupación”.

ALSA argumenta que “como consecuencia de las habituales incidencias de tráfico y atascos que se registran en la A2 , en ocasiones pueden producirse algún desajuste horario.  En este sentido, esperamos que la anunciada construcción del Carril Bus en la A-2 se materialice pronto y se terminen con estos problemas de congestión que afectan al transporte público”.

Buses de más capacidad

Por último, informan de una medida que sí podría paliar los problemas que sufren los usuarios y es que, tal y como indican “dentro de nuestro esfuerzo por prestar el mejor servicio posible, hemos solicitado a la Administración que autorice emplear en esta línea una nueva tipología de vehículos con mayor capacidad, que permitiría aumentar las plazas por vehículo de las 55 actuales a 67/70 plazas”.

 

 

 

 

 

 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.4762 seg., Memoria Usada: 1.25 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2019