09/08/2021 / 09:24
ALBA CHILOECHES


Imagenes

El Camino del Mio Cid ya es un referente turístico entre los amantes del senderismo

Desde hace más de un siglo historiadores provenientes de los más diversos lugares han seguido sus itinerarios atraídos por la fuerza de la extraordinaria obra literaria El Cantar del Mío Cid, que narra elogiosamente el destierro del caballero castellano Rodrigo Díaz de Vivar por tierras castellanas, aragonesas y levantinas. 


Con sus más de 2.000 kilómetros de recorrido, esta ruta cidiana posee un amplio abanico de culturas y paisajes y se configura como el eje vertebrador entre el interior de la Península y el Mediterráneo. El Camino atraviesa un total de ocho provincias (Burgos, Soria, Guadalajara, Zaragoza, Teruel, Castellón, Valencia y Alicante) y cuatro comunidades autónomas (Castilla-León, Castilla-La Mancha, Aragón y Comunidad Valenciana). 

Cabe destacar que en nuestra provincia 34 municipios cuentan ya con el sello distintivo del héroe más famoso de la Reconquista. Esta credencial acredita a los caminantes que pasan por cualquiera de estas localidades y, además, repercute positivamente en el turismo. La última localidad en recibir el preciado sello fue Valdearenas, que sumó el sello 200 en la ruta del Camino del Cid. Su alcalde, Tomás Gómez, señala la importancia de este documento acreditativo tanto por su valor simbólico como promocional y afirma que “hará que el pueblo se dé a conocer”. Asimismo, en Valdearenas este “emblemático sello”, según Gómez, se garantizará a todos los senderistas que quieran completar su cartilla.

Centrándonos en el itinerario por tierras alcarreñas, comienza proveniente de Soria por la Sierra de Pela, concretamente por Miedes de Atienza, para proseguir por Romanillos de Atienza, Atienza, La Miñosa, Robledo de Corpes, Hiendelaencina, Congostrina, Pinilla de Jadraque, Medranda, Jadraque, Bujalaro, Matillas, Villaseca de Henares, Castejón de Henares, Mandayona, Aragosa, La Cabrera, Peregrina, Sigüenza, Barbatona, Jodra del Pinar, Estriégala, Alcolea del Pinar, Garbajosa, Aguilar de Anguita, Anguita, Luzón y Maranchón, por donde sale el Camino en dirección a Medinaceli, Arcos de Jalón (Soria), Ariza, Alhama de Aragón y Calatayud (Zaragoza).

En este primer tramo, se encuentra uno de los ya reconocidos como Pueblos más Bonitos de España. En la Serranía Norte de Guadalajara, Atienza no solo deslumbra por su belleza, sino que también alberga grandes singularidades pertenecientes a la época del medievo que son mencionadas en esta obra literaria. A los pies del castillo de Atienza, reza el Cantar que el empaque de dicha fortaleza impresionó a las tropas del Cid hasta tal punto que, precavidos, decidieron sortear la plaza atencina por un costado y con la complicidad de la oscuridad de la noche. En la actualidad, además de la mencionada fortificación, se conservan cinco de las 14 parroquias con que contaba en la Edad Media: iglesia de San Gil, iglesia de La Trinidad, iglesia de Santa María del Rey, iglesia de Nuestra Señora del Val e iglesia de San Bartolomé. Respecto a la ruta, el alcalde de Atienza, Pedro Loranca, confirma que “afortunadamente el pueblo tiene un alojamiento disponible para los transeúntes” y que él particularmente se encarga de “este sitio para dormir”. 

 

 

Segundo tramo en Guadalajara

En el segundo tramo, la ruta se adentra en Guadalajara desde Monreal del Campo (Teruel), por El Pedregal, siguiendo por El Pobo de Dueñas, Morenilla, Chera, Aldehuela, Castilnuevo, Molina de Aragón, Valsalobre, Terraza, Ventosa (Barranco de la Hoz), Teroleja, Valhermoso, Tierzo, Armallá, Terzaga, Pinilla de Molina, Megina, Chequilla, Checa y Orea, saliendo en dirección a Orihuela del Tremedal (Teruel).

A ello hay que añadir, posteriormente la denominada en la reseña del Cantar, algara de Alvarfáñez de Minaya, que le llevó a reconquistar para la corona castellana las localidades de Hita y Guadalajara. Por tal motivo, este ramal del Camino del Cid alcanza las localidades de Almadrones, Argecilla, Ledanca, Valfermoso, Utande, Muduex, Valdearenas, Hita, Torre del Burgo, Ciruelas, Tórtola de Henares, Taracena y Guadalajara.

Todo el trazado completo se encuentra perfectamente señalizado y balizado; a la salida de los pueblos hay instalados diversos postes direccionales que ayudan al senderista a encontrar el camino correcto. En las localidades que son inicio de etapa, además, hay instalado un panel informativo. A su vez, en todos los núcleos urbanos por los que transita la ruta se han instalado paneles informativos con todo tipo de información sobre la localidad y que, por tanto, serán de utilidad al senderista. 

El Consorcio Camino del Cid es la entidad encargada de su mantenimiento. Al objeto de promoción y difusión de los recursos culturales, turísticos y medioambientales del recorrido, así como la generación de nuevos recursos para los habitantes de las zonas por las que la ruta transita, en el año 2002 se constituyó el Consorcio del Camino del Cid. Es una entidad de naturaleza pública, sin ánimo de lucro, formada por las ocho diputaciones provinciales correspondientes a las provincias por los que discurre la ruta cidiana. 

Por ello, el Consorcio viene trabajando desde su formación con la finalidad de conseguir que el Camino del Cid se convierta en una ruta de referencia internacional, por cuanto de ella dimanan aspectos fundamentales relacionados con la historia, el arte y la diversidad cultural de la España Medieval.

 

En busca del salvoconducto

El Consorcio Camino del Cid ha editado el salvoconducto, realizado por el diseñador Julián de Velasco, que sirve como credencial para los viajeros que deseen recorrer este itinerario. El salvoconducto se expide en la sede del Consorcio y en 93 oficinas de turismo. Es gratuito y para conseguirlo el senderista puede solicitarlo bien por correo a la sede del Consorcio Camino del Cid o en el correo info@caminodelcid.org; o bien personalmente en cualquiera de los lugares donde se dispensa. En la propia página web del consorcio (www.caminodelcid.org) se encuentra esta información.

Impacto turístico

La Diputación de Guadalajara es consciente de la importancia que tiene la ruta cidiana como destino turístico de primer orden, por sus atractivos recursos artísticos, medioambientales, folclóricos y gastronómicos de las distintas zonas alcarreñas que atraviesa. Por ello, el Diputado de Turismo, Rubén García, en la intervención del reconocimiento del sello 200 para Valdearenas, aseguró que El Camino del Cid es una forma más de acercar turistas no solo a las grandes joyas patrimoniales de la provincia, sino a los pequeños municipios que “también tienen sus joyas”.  De cara al futuro,  pretenden continuar promoviendo y conservando todos los destinos que alcance la ruta por la provincia de Guadalajara.


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.8446 seg., Memoria Usada: 0.98 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2023