11/07/2022 / 11:55
Sara Vera Juárez


Imagenes

La briocense Elima Sanz lanza su primera cerveza a la lavanda: Pasión Púrpura

Publirreportaje


A día de hoy, en España, maestras cerveceras no hay muchas. Pero cada vez más mujeres conforman el renovado paisaje de esta industria, como es el caso de Elima Sanz Cepero, una joven briocense y amante empedernida de la cerveza. “En la actualidad, emprender es muy difícil y lo es mucho más hacerte un hueco en el mundo de la cervecería. Este proyecto no hubiera sido posible sin la ayuda de mis amigos y familiares, que han estado al pie del cañón, mostrándome su ánimo y apoyo.

CERVEZA PASIÓN PÚRPURA

Motivada por el tedio que supone una cuarentena mundial, como fue la de 2020, Elima decidió dar un nuevo rumbo a su vida y formarse en la prestigiosa Escuela de Cerveza y Malta de la Universidad de Alcalá de Henares con un máster en Ciencia y Tecnología Cervecera. Su proyecto de fin de máster lo enfocó a idear y crear una cerveza que se ha puesto de moda, haciendo honor a su querida Brihuega y dando lugar a una rica, delicada, ligera y refrescante cerveza de lavanda. “Mi producto es una cerveza muy bebestible, con cuerpo ligero y un leve toque de sabor floral y herbal. Es una cerveza de verano y no se asemeja a otras existentes en el mercado”, explica la maestra cervecera.

Este zumo de cebada de color morado, denominado Pasión Púrpura, se elabora artesanalmente. Técnicamente, la producción industrial se distingue de la artesanal en la diferencia de litros que se producen. “Además, a cualquier cerveza artesana como lo es la mía se le pone mucho más cariño, más empeño y más cuidado en su proceso de elaboración. Por no hablar de la selección minuciosa y exhaustiva de ingredientes de la tierra que la componen, como son la malta, el lúpulo y la propia lavanda”, confiesa. Y además, “no tiene conservantes y no está pasteurizada”, añade.

Esta emprendedora apostó por un modelo clásico de botellín en color ámbar. Resulta curioso que teniendo una cerveza con un color tan característico como lo es malva no se encuentre embotellada en un envase transparente. Pero todo tiene una explicación y es que “los rayos de la luz solar damnifican las propiedades de la cerveza”. Por su parte, el etiquetado va muy acorde con el aspecto diferenciador de esta cerveza, que es la lavanda: contiene dibujos de esta bella flor, así como los arcos del castillo de la Piedra Bermeja, uno de los monumentos más representativos de la villa de Brihuega.

Para la temporada de verano, Elima Sanz cuenta con una producción de 5.000 litros que se podrán adquirir en diferentes formatos (unidades, packs, barriles...) en el mercado de la lavanda, situado  en plena calle Mayor del municipio briocense. De igual forma, ya son muchos los bares y restaurantes de la localidad que sirven la bebida del verano, Cerveza Pasión Púrpura.

“Por el momento, solo me planteo dedicarme a este sector como nómada”, esclarece Elima sobre sus proyectos de futuro. “Aprovechad ahora la oportunidad para probarla porque os va a sorprender”, es el mensaje que lanza a los apasionados por la cerveza. 

 

A continuación, una pequeña muestra fotográfica de todos sus productos: 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 1.0222 seg., Memoria Usada: 0.96 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2022