16/02/2020 / 15:25
Eduardo Díaz


Imagenes

Un edificio emblemático de Guadalajara: El Parque Móvil de Ministerios

Esta semana vamos a recordar a un edificio que albergaba en su tiempo a todos los vehículos oficiales de Guadalajara y todavía mantiene actividad. 


Esta semana vamos a recordar a un edificio que albergaba en su tiempo a todos los vehículos oficiales de Guadalajara y que en la actualidad y de forma residual sigue teniendo actividad, nos estamos refiriendo al Parque Móvil de Ministerios. 

En el año 1938 y en plena Guerra Civil Española, el ayuntamiento de Guadalajara aprobó la construcción de una caseta para el surtido de gasolina en la plaza de Fermín Galán y García Hernández para los vehículos oficiales. Terminada la contienda la plaza pasó a denominarse Plaza de los Caídos y el surtidor siguió dando su servicio tanto a vehículos oficiales como a particulares.

Fue en el año 1948 cuando el consistorio capitalino cedió al Estado Español unos terrenos situados en la calle Madrid para la construcción de un parque automovilístico de vehículos estatales e igualmente viviendas para las familias de los conductores. En concreto, el edificio se construyó al comienzo del barrio llamado popularmente como de “ Alcallería”, en honor a los cacharreros que habitaron antiguamente en él y que eran muy conocidos por la fabricación de sus azulejos vidriados.

 

Una vez finalizada la construcción del edificio, en la parte baja se situaba un enorme garaje y la planta superior acogía las viviendas de los conductores y un bar con un amplio salón para comidas. Con el paso del tiempo, en las cercanías del edificio se fueron construyendo viviendas y numerosos talleres de vehículos que prestaban sus servicios al centro automovilístico así como igualmente al resto de ciudadanos de Guadalajara. En la época de apogeo de este centro, llegaron a vivir en su interior más de veinte familias  e igualmente era muy conocido y frecuentado el Bar del inolvidable Manolo, que con su simpatía se ganaba la confianza de los clientes de la casa y los invitados que llegaban del exterior, como los trabajadores de los talleres y comercios próximos al lugar, sobre todo los de los talleres de los hermanos Plaza. También eran muy famosas las partidas de cartas en las que participaban los estudiantes de Magisterio y del instituto Brianda de Mendoza, una vez acabadas sus tareas académicas en ambos centros.

El Parque Móvil acogía igualmente a conductores de otras provincias cuando realizaban servicios en Madrid. Existe una curiosa anécdota de un conductor de Zaragoza que tras pasar la noche en una de las viviendas de residentes y desayunar posteriormente en el Bar de Manolo, quedó admirado del trato recibido y sin dudarlo al día siguiente pidió el traslado a Guadalajara para él y su familia,  y de manera definitiva se quedaron a vivir en nuestra ciudad.

Con el paso del tiempo la actividad automovilística estatal fue decayendo de forma alarmante y el edificio fue desalojándose  poco a poco. Ante ello el garaje fue acogiendo a vehículos embargados para su posterior subasta. En la actualidad son apenas tres familias las que siguen ocupando el edificio y el garaje es utilizado por algunos conductores oficiales y la sección de embargos de la Guardia Civil. El paso de los años también se hace notar en el edificio y son muchos los deterioros que sufre en la actualidad. 


En cumplimiento de la Ley 34/2002 de Servicios de la Sociedad de la Información y Comercio Electrónico LSSICE y sus modificaciones del Real Decreto-ley 13/2012, de 30 de marzo, que afectan al uso de cookies y a los envíos comerciales por correo electrónico, y en cumplimiento de la Directiva Europea 2009/136/CE, le informamos que nuestro sitio web www.nuevaalcarria.com colocará cookies própias y de terceros en su ordenador para ayudar a mejorar la navegación en su web y obtener datos estadísticos. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.
OK | Más información

Tiempo: 0.7679 seg., Memoria Usada: 1.24 MB

Diseño web Inweb © 2015 - 2020